Usamos cookies en todos nuestros sitios webs para mejorar tu experiencia durante tu navegación así como para obtener datos estadísticos. Puedes cambiar la configuración de tus cookies en cualquier momento. En caso de no hacerlo, entendemos que aceptas su uso. Pincha aquí para más información

Descubierta en China una antigua “mortaja” hecha de cannabis

Descubierta en China una antigua “mortaja” hecha de cannabis

Un grupo de arqueólogos ha descubierto un “insólito almacén” hecho de cannabis en una antigua sepultura al noroeste de China. Según los descubridores, este singular hallazgo nos hace entender mejor cómo las antiguas culturas euroasiáticas usaban esta planta tanto en rituales como con fines medicinales.

En un artículo publicado por el Economic Botany, el arqueólogo Hongen Jiang y sus colaboradores describen el enterramiento de un hombre adulto de aproximadamente 35 años con rasgos Caucásicos en la Depresión de Turfán, en China.

El hombre estaba tumbado encima de una cama de madera con una almohada roja debajo de la cabeza. Tenía colocadas trece plantas de cannabis, de casi un metro de alto cada una, en diagonal atravesándole el cuello. Las raíces estaban colocadas hacia su pelvis y la parte de arriba de las plantas se extendía desde debajo de su barbilla hacia arriba por la parte izquierda de su cara.

La datación por carbono del contenido de la tumba indica que el enterramiento tuvo lugar hace entre 2.400 y 2.800 años aproximadamente.

Como afirma Jiang, este descubrimiento se suma a un creciente número de evidencias arqueológicas que demuestran que el consumo de cannabis era “muy popular” hace miles de años en la estepa euroasiática.



Una sepultura realmente única

Esta sepultura es una de las 240 tumbas excavadas en el cementerio de Jiayi en Turpan, y está ligada a la cultura Subexi (también conocido como el Imperio Gushi) que ocupó esta área hace entre 3.000 y 2.000 años. En aquel momento, el oasis del desierto de Turpan era parada obligatoria en la Ruta de la Seda.

También se han encontrado partes de plantas de cannabis en otras tumbas, en particular en una sepultura contemporánea en los alrededores del cementerio de Yanghai, descubierta hace casi una década, en la que había casi un kilo de semillas y hojas en polvo de cannabis.

Asimismo se hallaron semillas de cannabis al oeste de Turpan, en las sepulturas Escitas del primer milenio a.C, incluyendo la de una mujer que probablemente murió de cáncer. Los arqueólogos sospechan que esta mujer habría usado el cannabis en parte para mitigar los síntomas de su enfermedad.

No obstante, como declara Jiang, es la primera vez que los arqueólogos han encontrado plantas enteras, así como el primer indicio de su uso como “mortaja” o recubrimiento en una sepultura humana.

Plantas para combatir el cancer

De origen local

Puesto que los hallazgos previos de cannabis en sepulturas en Turpan sólo contenían partes aisladas de las plantas, a los investigadores les ha resultado difícil determinar si se habían cultivado en esa misma zona o las habían adquirido comerciando con regiones vecinas.

Sin embargo, las plantas que estaban en la sepultura de Jiayi estaban aplanadas encima del cuerpo, lo que llevo a los arqueólogos a pensar que el cannabis estaba fresco cuando fue recolectado para la sepultura y por lo tanto era de la zona.

Además, aunque casi todos los cogollos del resto de las trece plantas encontradas se habían cortado antes de colocarlos sobre el cuerpo, los pocos que quedaban estaban maduros y contenían frutos verdes, lo que sugiere que fue a finales de verano cuando se recogieron y tuvo lugar el entierro.

Aprende más sobre plantas medicinales

Valiosa por sus propiedades psicoactivas

El cannabis es una planta multiuso, valiosa no sólo por sus propiedades psicoactivas sino también por las fibras de cáñamo que contiene, que pueden usarse para tejer hilo, y las semillas, que se caracterizan por ser ricas en aceites y muy nutritivas. Cuando se descubren restos con cannabis, los arqueólogos se preguntan cuál era la finalidad de su presencia en ese lugar, puesto que la planta tiene todas esas propiedades.

Como afirma el arqueólogo Jiang, no se han encontrado textiles hechos de cáñamo en las sepulturas de Turpan, y las semillas de las plantas en las sepulturas de Jiayi son demasiado pequeñas para usarse como fuente de alimentación.

Ahora bien, los cogollos de las plantas en Jiayi estaban cubiertos de  tricomas glandulares, una especie de minúscula “pelusa” vegetal que en el cannabis se encarga de producir resina, que a su vez contiene  canabinoides psicoactivos como el THC. Los investigadores sospechan que la marihuana se cultivaba y recogía por la resina psicoactiva, que podría haberse inhalado como una especie de incienso o consumido en bebidas con fines medicinales o en rituales.

Para saber más:

La marihuana medicinal

Descubren los restos de un sacrificio humano cerca de una pirámide en Perú

Share

Noticias Relacionadas

Las noticias más leidas

  1. Fox
  2. Foxlife
  3. National Geographic Channel
  4. NGWild
  5. Viajar
  6. Baby tv