Usamos cookies en todos nuestros sitios webs para mejorar tu experiencia durante tu navegación así como para obtener datos estadísticos. Puedes cambiar la configuración de tus cookies en cualquier momento. En caso de no hacerlo, entendemos que aceptas su uso. Pincha aquí para más información

Los Guerreros de Terracota expuestos en el Mausoleo del Primer Emperador vigilan unos secretos nuevos, macabros y polémicos

Los Guerreros de Terracota expuestos en el Mausoleo del Primer Emperador vigilan unos secretos nuevos, macabros y polémicos

En 1974, unos granjeros del centro de China realizaron un descubrimiento sin precedentes: más de 8.000 figuras de terracota que fueron enterradas a menos de 1,5 kilómetros de la tumba del primer emperador de China, Qin Shi Huang. En cuatro décadas desde el descubrimiento, arqueólogos y académicos han seguido estudiando este lugar tan asombroso y, aunque se conocen muchas cosas, otras siguen siendo todo un misterio. 

Nuevas excavaciones en el lugar realizadas por arqueólogos del Mausoleo y documentada por las cámaras de National Geographic Channel y de la BBC, ofrecen nuevos datos, no solo sobre la misma tumba, sino que también proporcionan una información que puede reescribir la historia de China y de sus contactos con el mundo occidental.


LOS HALLAZGOS

1- Una prueba del contacto estrecho entre las civilizaciones Griega y China en el siglo III a.C.

Li Xiuzhen, arqueólogo del Museo del Mausoleo del Emperador Qin Shihuang en China afirmó: “Ahora tenemos pruebas del estrecho contacto que tuvo lugar entre la China de la época del Primer Emperador y Occidente, antes de la apertura oficial de la Ruta de la Seda. Este contacto tuvo lugar mucho antes de lo que pensábamos en un primer momento”.

Antes de la construcción de la Tumba del Primer Emperador, no había tradición para la talla de estatuas humanas de tamaño natural en China. Las estatuas encontradas antes de la época del Primer Emperador son pequeñas, de unos 20 cm (8”) y tenían el aspecto de unas estatuillas sencillas. Tanto de dónde vienen como quién creó el Ejército de Terracota ha sido un misterio hasta ahora. Para explicar cómo ha podido ocurrir un cambio tan enorme en la habilidad y el estilo artístico, Xiuzhen piensa que las influencias han debido venir de fuera de China.

Lukas Nickel, catedrático de Historia del Arte Asiático en el departamento de Historia del Arte de la Universidad de Viena, ha estudiado unas estatuas de acróbatas circenses que se han encontrado recientemente en la necrópolis de la Tumba del Primer Emperador y piensa que apoyan esta asombrosa nueva teoría: que 1.500 años antes de Marco Polo, existió un intercambio de personas, ideas y tecnologías entre la civilización China en Oriente y la Antigua Grecia en Occidente. Si esto es cierto, sería el primer contacto documentado entre Occidente y la civilización China jamás registrado.

La teoría de Nickel afirma que el Primer Emperador se vio influenciado por la llegada de estatuas griegas en Asia Central un siglo después de Alejandro el Grande. Y que los artesanos griegos pueden haber estado en las tierras del Primer Emperador.

Nickel concluye: “Imagino que un escultor griego pudo haber estado allí formando a los artistas locales”.

Otra prueba reciente la encontramos en un conjunto de exquisitas estatuillas de pájaros elaboradas en bronce extraídas de la necrópolis. Estas estatuillas muestran unas técnicas de elaboración no habituales en China – muy parecidas a la técnica de la cera perdida conocida en la Antigua Grecia y en Egipto.

Xiuzhen añadió: “Ahora pensamos que el Ejército de Terracota, los Acróbatas y las esculturas de bronce encontrados han recibido alguna inspiración de las esculturas y el arte de la Antigua Grecia”.

Zhang Weixing, Director de Arqueología en la Tumba, comentó: “El trabajo arqueológico realizado recientemente en la necrópolis es lo más importante que hemos llevado a cabo en los últimos 40 años. Gracias al estudio minucioso de la tumba principal del Primer Emperador y de los enterramientos subsidiarios, hemos descubierto algo incluso más importante que el Ejercito de Terracota”.


2- Concubinas asesinadas

Colocados frente a la tumba del propio Emperador, el arqueólogo Zhang Weixing y su equipo han descubierto los huesos de unas mujeres jóvenes enterradas con joyas maravillosas elaboradas con oro y perlas, que solo podrían haber pertenecido a mujeres de alto nivel. 

Huan Yang, que ha estado excavando los huesos, piensa que estas jóvenes mujeres eran concubinas del Primer Emperador. Resulta inquietante que parezca que sus cuerpos hayan sido mutilados en el momento de sus muertes. Hay 99 enterramientos de este tipo individualmente identificados en el emplazamiento. Hasta la fecha se han excavado diez de ellos, y en todos ellos se han encontrado restos mutilados de mujeres jóvenes.


3- ¿El cráneo de un príncipe ejecutado?

El cráneo de un hombre de alto rango se encontró enterrado a la derecha de la tumba del Primer Emperador, con una ballesta dentro de la parte anterior.  Esta ballesta parece haber sido disparada desde cerca, lo que indica una posible muerte por ejecución. Los arqueólogos chinos que trabajan en el lugar piensan que el cráneo podría pertenecer al príncipe Fu Su – el hijo mayor del Primer Emperador –, ya que fue enterrado con objetos pertenecientes a la familia real. 

Los arqueólogos chinos afirman que la fosa contiene los huesos de un total de siete individuos, todos ellos asesinados. Esto guarda relación con la prueba histórica de una lucha por el poder tipo “Juego de Tronos”, en donde el príncipe Fu Su y sus otros hermanos fueron asesinados por su hermano pequeño - el príncipe Hu Hai - por una rivalidad entre hermanos que tuvo lugar tras la muerte de su padre.

Pero estos no han sido los únicos esqueletos encontrados. Entre los descubrimientos se encuentran unas fosas comunes. En una de ellas hemos descubierto las herramientas usadas por los trabajadores para construir el recinto funerario, junto a los grilletes que les mantenían amarrados. La primera reconstrucción facial de uno de los cráneos de uno de los trabajadores enterrados en la necrópolis nos ha permitido conocer el aspecto de estos trabajadores de tiempos pasados.


4- Tamaño y distribución del recinto

El trabajo arqueológico ha dado a conocer que la necrópolis completa abarca una zona de unos 100 kilómetros cuadrados (38 millas cuadradas) debajo de la falda norte del Monte Li. Hasta ahora se pensaba que el recinto tenía un tamaño de casi la mitad, unos 57 kilómetros cuadrados (22 millas cuadradas). Los expertos han realizado un estudio completo del recinto, empleando para ello estudios de teledetección y excavaciones en lugares específicos. 

También han realizado un estudio arqueológico sistemático usando tecnología de teledetección, un radar capaz de penetrar por el suelo y técnicas de muestreo. Estos estudios han dado a conocer que la tumba principal del Emperador se encuentra intacta debajo de una pirámide hecha a mano en una amplia estructura amurallada con muros de 145 metros de longitud (476 pies) a cada lado y 14 metros de altura (45 pies). 

Alrededor del enterramiento del Primer Emperador se han encontrado unos pasillos subterráneos que pasan por las cámaras funerarias de las concubinas, sus alojamientos y un camino de 66 metros de ancho (216 pies) que conduce al recinto, con un tamaño como el de una autopista moderna de 16 carriles.


5- Albert Lin descubre dos caminos:

Los realizadores del programa tuvieron un permiso especial para utilizar un dron sobre el recinto, montando sobre él una cámara para imágenes térmicas. El ingeniero y explorador Albert Lin utilizó las imágenes del dron y las imágenes recibidas por satélite y descubrió l que parecían ser dos de los caminos del Emperador que salían del recinto. Uno de ellos tenía dirección oeste hacia Lintao, la puerta a Occidente.  El equipo del Mausoleo está ahora estudiando este nuevo e interesante hallazgo.


6- Estudio de DNA:

Se ha encontrado ADN mitocondrial específico de los europeos en sitios de la provincia de Xinjiang, en China, lo que indica que puede que occidentales se hubieran asentado y hubieran vivido y fallecido allí antes y durante la época del Primer Emperador.

Zhang Weixing indicó: “Es un momento increíblemente interesante en el Mausoleo del Primer Emperador.  Ésta es la mayor necrópolis del mundo. Gracias a nuestro último trabajo ahora sabemos que abarca una zona de casi 100 kilómetros cuadrados. Las recientes excavaciones aquí realizadas nos han aportado unos conocimientos nuevos y extraordinarios sobre la China que creó el Emperador”.


LOS PROGRAMAS

Estos descubrimientos extraordinarios e innovadores se van a dar a conocer en España en un programa mezcla de espacio dramático y documental de dos horas de duración “El Primer Emperador: Secretos de una Tumba Mortal”, presentado por el explorador de National Geographic Albert Lin, que se estrenará en National Geographic Channel en España el domingo 16 de octubre a las 20.30h. 

El explorador Albert Lin y National Geographic Channel han dado a conocer los asombrosos secretos que se esconden en la tumba del Primer Emperador de China.  Los Guerreros de Terracota son tan solo la punta del iceberg en la mayor necrópolis jamás descubierta y que ha permanecido sin excavar…hasta ahora.  Estas estatuas silenciosas vigilan unos hallazgos macabros y sorprendentes que pueden hacer cambiar nuestros conocimientos sobre lo que pensábamos que sabíamos del mundo antiguo.

Share

  1. Fox
  2. Foxlife
  3. National Geographic Channel
  4. NGWild
  5. Viajar
  6. Baby tv