Animales

Tapir malayo

Martes, 11 September

Por Redacción - National Geographic

Esta historia forma parte de Photo Ark, de Joel Sartore, el mayor catálogo fotográfico de especies en peligro de extinción. No te pierdas la exposición fotográfica en el Museo Nacional de Ciencias Naturales de Madrid, del 5 de octubre al 5 de enero. Más información aquí.

NOMBRE COMÚN: Tapir malayo
NOMBRE CIENTÍFICO: Tapirus Indicus
TIPO: Mamífero
DIETA: Hervíboro
ESPERANZA DE VIDA EN LIBERTAD: 30 años
TAMAÑO: 1’90 – 2 metros longitud
PESO: 250 – 320 kilos
ESTADO EN LA LISTA ROJA DE LA UICN: En peligro
TENDENCIA DE LA POBLACIÓN ACTUAL: Decreciente

Sobre el tapir malayo

Este mamífero es el único tapir que no habita en el continente americano. Hoy en día, vive en las selvas de Sumatra y de la península de Malaca, hasta el sureste de Birmania, aunque antiguamente su distribución llegaba también a Borneo, al sur de China y a diversas zonas de Indochina.

Sus hábitats suelen contar con la presencia de agua cercana y están formados principalmente por bosques de densa vegetación, colinas, tierras bajas y praderas. Su alimentación consiste en hojas, frutos, pequeñas ramas y brotes, arbustos y plantas acuáticas.

Su coloración blanca y negra va cambiando con la edad. Cuando son crías, unas franjas blancas recorren su cuerpo negro a lo largo de todo el lomo, laterales y patas. Pero a medida que crecen, estas franjas se van uniendo, formando una gran franja blanca que cubre desde la parte posterior de las patas delanteras hasta el inicio de las patas traseras. El resto del cuerpo pierde las manchas y se oscurece hasta quedar negro.

Su cuerpo tiene cierto parecido al de los cerdos, y cuentan con una pequeña trompa que se asemeja a la de los elefantes, aunque de corto tamaño. Son animales solitarios, aunque a veces se encuentran en pareja, y de hábitos nocturnos, lo que le permite camuflarse a la perfección gracias a sus colores, poniéndose a salvo de depredadores como el Tigre de Sumatra.

Las hembras no son fértiles hasta los 3 años de edad y la época de reproducción solo se da cada dos años. Las hembras pasan 13 meses de gestación hasta dar a luz a una única cría que permanecerá con ella hasta los 6 u 8 meses.

A pesar de su gran tamaño, el tapir malayo es capaz de alcanzar grandes velocidades si se siente amenazado. La supervivencia de este extraño animal depende de la preservación de sus hábitats, así como de las áreas protegidas destinadas al cuidado de la flora y fauna endémica. Su mayor amenaza es la acción humana, tanto por la destrucción de su hábitat como por la caza furtiva, que busca vender en el mercado negro a las crías del tapir, altamente demandadas en el mundo del contrabando.

Seguir leyendo