El meteoro Vesta y otros fenómenos astronómicos de junio

Emparejamientos planetarios, un asteroide superbrillante y el comienzo astronómico de una nueva estación, razones más que suficientes para contemplar el firmamento este mes.

Monday, June 4, 2018,
Por Andrew Fazekas - National Geographic
Vesta
El perfil oscuro del terreno de la región norte del asteroide Vesta es visible en esta imagen de la sonda Dawn de la NASA.
Fotografía de NASA, JPL-Caltech, UCLA, MPS, DLR, IDA

La agenda astronómica de este mes va a estar repleta para los observadores del firmamento, con varios emparejamientos planetarios esparcidos en torno al solsticio de junio. Los interesados tendrán la rara oportunidad de ver el asteroide más brillante del sistema solar, que será observable a simple vista.

Así que quítales el polvo a esos prismáticos y vuelve tu vista a los cielos de este mes.

Venus y Géminis: 10 de junio

El brillante Venus se alineará con las estrellas gemelas de la constelación Géminis el 10 de junio.
Fotografía de A.Fazekas, SkyChart

Justo cuando se ponga el sol, mira al cielo del oeste en busca del planeta Venus, que se unirá a las estrellas gemelas de la constelación de Géminis, Póllux y Cástor. El trío de luces formará una alineación preciosa y Venus parecerá el objeto más brillante en el cielo occidental.

Sigue observando al planeta hermano de la Tierra a lo largo del mes y verás cómo alcanzará su punto más alto la noche del 6 de junio. Después, cada noche, irá volviendo lentamente hacia el horizonte. Venus también brillará todo el mes y su tamaño aumentará ligeramente al mirarlo a través de un telescopio, por lo que será un objetivo más fácil de observar.

El Pesebre: 16 de junio

Venus y la Luna serán puntos de referencia para encontrar El Pesebre o Cúmulo abierto M44 el 16 de junio.
Fotografía de A.Fazekas, SkyChart

Mira al oeste esa noche para ver la Luna y Venus rodeando uno de los objetos de cielo profundo más hermosos que existen: el cúmulo estelar El Pesebre. El Pesebre se encuentra a unos 570 años luz de la Tierra y contiene al menos un par de cientos de estrellas dispersadas a lo largo de 24 años luz.

El día 16, la Luna y Venus se encontrarán a ocho grados de distancia, o menos de la anchura de tu puño si lo sostienes en alto, y este deslumbrante grupo estelar parecerá encontrarse a medio camino entre ambos objetos. Con el alineamiento cósmico como punto de referencia para el cúmulo estelar, debería ser fácil encontrarlo para los observadores que tengan prismáticos.

La Luna y Regulus: 17 de junio

La Luna se acercará a la estrella Regulus en el cielo del 17 de junio.
Fotografía de A. Fazekas, SkyChart

Conforme anochezca, busca un hermoso emparejamiento de la luna gibosa creciente y la brillante estrella azul Regulus en el cielo del oeste. Regulus, una de las estrellas más brillantes en el cielo nocturno, es la estrella principal de la constelación Leo, el león, y fue visible para muchas personas durante el eclipse solar total del 21 de agosto de 2017.

La estrella se encuentra a unos 79 años luz de distancia y recientemente se reveló que gira sobre su eje a casi 1,3 millones de kilómetros por hora. A esa velocidad de vértigo, podrías viajar de Nueva York a Washington D.C. en menos de un segundo.

Vesta a simple vista: 19 de junio

Busca Vesta entre Saturno y la estrella roja Antares el 19 de junio.
Fotografía de A.Fazekas, SkyChart

El segundo mayor cuerpo del cinturón de asteroides estará oficialmente en oposición el día 19, lo que significa que se encontrará en una posición diametralmente opuesta al Sol en el firmamento y alcanzará su mayor tamaño y brillo del año.

La roca espacial mide 524 kilómetros de diámetro y se encontrará a unos 170 millones de kilómetros de la Tierra esa noche. Por suerte para los observadores, el brillante planeta Saturno actuará como guía para encontrar Vesta, ya que solo estará a unos pocos grados bajo el asteroide. Aunque puedes buscarlo fácilmente con prismáticos, también será posible observar Vesta a simple vista desde lugares oscuros y lejos de las luces de ciudad.

Si tienes un telescopio, podrás ver el asteroide sobre un telón de fondo de estrellas en la parte noroeste de la brillante constelación Sagitario, el arquero. Y con un telescopio más grande, con un espejo de al menos 25 centímetros, los observadores más hábiles podrían ser capaces de ver la forma irregular de Vesta e incluso ver rastros de sus colores superficiales, que van del amarillo al rosa.

Solsticio de verano (o de invierno): 21 de junio

El verano comienza oficialmente en el hemisferio norte a las 10:07 UTC (12:07 hora peninsular española) de la mañana del 21 de junio, con la llegada del solsticio de verano. Para el hemisferio sur, marca el inicio del invierno.

Las estaciones ocurren debido a la inclinación de la Tierra sobre su eje, de forma que las mitades del planeta están más cerca o más lejos del Sol en el transcurso de un año. Durante el verano del norte, ese lado del planeta está más inclinado hacia el Sol y tiene días más largos y temperaturas más cálidas. Los lugares al sur del ecuador están inclinados más lejos del Sol, por lo que experimentan días más cortos y temperaturas más frías.

El primer día de la nueva estación y durante algunos días posteriores, el Sol parece salir por la misma parte del horizonte, de ahí el origen de la palabra solsticio, que significa «sol quieto» en latín. Desde la fecha del solsticio en adelante, los días en el norte empiezan a acortarse, y ocurrirá lo contrario en el hemisferio sur.

La Luna y Júpiter: 23 de junio

El mayor planeta del sistema solar dominará las noches durante unas cuantas semanas de junio para acabar reuniéndose con el solitario satélite natural de la Tierra. Del 22 al 24 de junio, observa cómo la luna gibosa visita Júpiter en el cielo meridional a una altura media tras el anochecer local.

Júpiter alcanzó su oposición en mayo y el gigante gaseoso comenzará a desvanecerse poco a poco y a empequeñecerse al observarlo a través de los telescopios a lo largo de este mes, pero seguirá ofreciendo vistas impresionantes de su Gran Mancha Roja y de sus cuatro grandes lunas.

Saturno en su mejor momento: 27 de junio

Saturno y la Luna estarán cerca del horizonte el 27 de junio.
Fotografía de A.Fazekas, SkyChart

Un acontecimiento destacado de junio será poder observar al Saturno más grande y brillante de 2018. El planeta anillado estará en oposición el 27 de junio, solo un día después de emparejarse con la luna llena justo al norte del asterismo de «la Tetera» que forma parte de Sagitario. Debido al brillo cegador de la Luna, la mejor vista de Saturno será un par de semanas antes y después de la oposición.

A través de los telescopios más pequeños, Saturno mostrará sus famosos anillos inclinados casi 26 grados hacia la Tierra, una imagen impresionante. La alineación supone la mejor oportunidad para ver unas de las características más espectaculares, como los huecos oscuros en su sistema de anillos y la coloración de su casquete polar.

Una ilustración muestra el aspecto que deberían tener Saturno y sus lunas a través de un telescopio a finales de junio.
Fotografía de A. Fazekas, SkyChart

Y no olvides contemplar su séquito de lunas visibles, entre ellas la borrosa Titán, Encélado, salpicada de géiseres, y Mimas, a la que algunos se refieren como la Estrella de la Muerte debido a un enorme y distintivo cráter que hace que el orbe rocoso nos recuerde al icono de Star Wars.

Seguir leyendo