Espacio

Te explicamos el plan de SpaceX de enviar un turista a la luna

La empresa ha anunciado que un particular ha reservado un viaje privado alrededor de nuestro satélite para el años 2023. Esto es lo que sabemos hasta ahora.lunes, 17 de septiembre de 2018

Por Nadia Drake
Un cohete Falcon 9 de SpaceX despega desde el Centro Espacial Kennedy en febrero de 2018.
Nota del editor: Se ha actualizado este artículo con los detalles acerca del pasajero en el primer vuelo de SpaceX a la luna.

En las últimas semanas, Elon Musk, consejero delegado de SpaceX, ha copado los titulares por demandas por difamación, la investigación de Tesla por parte de la Comisión de Bolsa y Valores​​ de Estados Unidos debido a un tuit y por fumar marihuana en directo. El lunes, el provocativo titán tecnológico hizo una importante declaración relacionada con las aventuras de su empresa en la ingeniería espacial.

«Un particular ha reservado con SpaceX el primer vuelo privado alrededor de la luna a bordo de nuestro vehículo de lanzamiento BFR, un paso importante para posibilitar el acceso de la gente de a pie al viaje espacial soñado. Desvelaremos quién vuela y por qué el lunes, 17 de septiembre», tuiteó la empresa el jueves.

El lunes, en una conferencia de prensa en la sede de SpaceX en Hawthorne, California, Musk anunció que el multimillonario japonés Yusaku Maezawa ha comprado el primer billete para orbitar alrededor de la luna a bordo del cohete gigante de la empresa, conocido como BFR. El precio del billete no se ha desvelado, pero Musk declaró que cubriría un «porcentaje importante» de los 5.000 millones de dólares estimados necesarios para construir y desarrollar el cohete.

Maezawa es músico, diseñador de moda, emprendedor y coleccionista de arte que cree que el arte tiene la capacidad de traer la paz mundial. Por eso, en un giro de los acontecimientos, no irá solo a la luna: Maezawa quiere invitar a entre seis y ocho artistas a acompañarlo en el viaje de una semana, que SpaceX ha programado para 2023.

«Quiero compartir estas experiencias con tanta gente como pueda. Por eso he optado por ir a la luna con artistas. Hoy en día, hay muchos artistas con los que me encantaría crear obras de arte increíbles para la humanidad, para los niños de la siguiente generación. Espero que estos artistas puedan venir al espacio, ver la luna de cerca y la Tierra ante sus propios ojos, y crear obras que reflejen dicha experiencia», declaró Maezawa.

Citó la composición de Beethoven para piano Claro de luna, el cuadro de Van Gogh Noche estrellada y la canción de los Beatles Mr. Moonlight como ejemplos de arte trascendente inspirados por la luna. A continuación, compartió un corto animado que describía el proyecto artístico, llamado Dear Moon, ambientado con Clair de Lunede Debussy.

Es un guiño maravilloso a la novela de Carl Sagan Contact, en la que la astrónoma Ellie Arroway, tras presenciar la indescriptible belleza del espacio profundo por primera vez, susurra: «Deberían haber enviado a un poeta».

Pero, espera: ¿qué es el BFR? ¿Y por qué me suena este plan? Ahora mismo te lo contamos.

¿Qué es el BFR?

Como muchos objetos del inventario de Musk, este cohete tiene un nombre intencionado. La empresa lo ha bautizado Big Falcon Rocket, por el nombre de los cohetes Falcon de la flota de SpaceX, pero el significado exacto de la «F» ha sido negociable.

Lo llamen como lo llamen, Musk concibió originalmente el BFR como el vehículo de transporte principal para los terrícolas que viajen a Marte. Con una primera etapa de unos 60 metros de alto, nueve metros de diámetro y decenas de motores Raptor a sus espaldas, el BFR tendrá un tamaño considerable. Podría enviar 150 toneladas de carga a la órbita terrestre e impulsar sus naves espaciales (con capacidad para 100 personas) hacia el pequeño planeta rojo vecino.

En otras palabras, debería ser más que capaz de llegar a la luna, limpiar basura espacial o transportar a pasajeros de un lado al otro del planeta en apenas media hora, algo que Musk declaró que le gustaría hacer.

¿No había anunciado ya SpaceX su plan de viajes lunares?

Sí. En febrero de 2017, la empresa declaró que una pareja anónima de viajeros espaciales habían comprado billetes a la luna en un vuelo en el que darían una vuelta a nuestro satélite natural y volverían a casa. Iba a tener lugar en 2018, duraría una semana y se utilizaría el cohete Falcon Heavy de la empresa y la cápsula de tripulación Dragon. Entonces, el Falcon Heavy todavía tenía que volar, aunque SpaceX ya ha realizado con éxito un lanzamiento de prueba.

ver galería

¡Mola! ¿Va a pasar?

No. Posteriormente, Musk anunció que el viaje se había retrasado a la espera de la producción del BFR y declaró que, a fecha de hoy, no existen planes para certificar el Falcon Heavy para el vuelo espacial humano. Mientras tanto, todavía se está sometiendo a pruebas la cápsula Dragon y la NASA prevé un vuelo de prueba con la primera tripulación comercial a principios de 2019.

Vale. Entonces, ¿en qué se diferencia este plan del anterior?

Bueno, cuando se anunció el primer viaje, SpaceX mantuvo en secreto la identidad de los viajeros. En esta ocasión, dijeron que revelarían quién es el pasajero y por qué quiere visitar la luna. Por lo demás, es un vuelo alrededor de la luna con un cohete que todavía no existe. Y en lugar de la Dragon, el particular viajará a bordo de la Big Falcon Spaceship, todavía en producción.

¿Cuándo ocurrirá?

Por ahora, es un misterio. Pero teniendo en cuenta el tiempo que tarda SpaceX en construir, probar y volar sus cohetes y cápsulas de tripulación, no apostaríamos por que vaya a ocurrir pronto. Tampoco se ha revelado cuánto pagará el pasajero a la luna por ese privilegio. Por ahora, el mundo tendrá que esperar a que SpaceX desvele más detalles.

Este artículo se publicó originalmente en inglés en nationalgeographic.com.

Detrás de las cámaras: así vivió Elon Musk el lanzamiento del Falcon Heavy
Detrás de las cámaras: así vivió Elon Musk el lanzamiento del Falcon Heavy
Estas imágenes exclusivas muestran a Elon Musk durante el lanzamiento del Falcon Heavy de SpaceX el martes pasado. La grabación revela la emoción detrás de las cámaras durante este lanzamiento histórico.
Seguir leyendo