El hallazgo de las herramientas más antiguas fuera de África reescribe la historia humana

Nuevas pruebas sugieren que nuestros parientes primitivos salieron del continente mucho antes de lo que se creía.jueves, 12 de julio de 2018

Los parientes lejanos de los humanos modernos salieron de África antes de lo que se creía, lo que reescribe un capítulo fundamental en la precuela épica de la humanidad, según un hallazgo desvelado el miércoles en Nature.

Casi cien herramientas de piedra descubiertas en el yacimiento de Shangchen, en la región central de China, podrían retrasar la salida de nuestros parientes primitivos —homininos— de África en más de un cuarto de millón de años.

Los fabricantes de las herramientas vivieron en Shangchen a intervalos durante 800.000 años, entre hace 2,1 y 1,3 años, dejando herramientas sin precedentes fuera de África. Las herramientas más antiguas del yacimiento son unos 300.000 años más antiguas que las de Dmanisi, un yacimiento de 1,8 millones de años en la República de Georgia que contiene los fósiles más antiguos conocidos de Homo erectus.

 «Para mí, como paleoantropólogo, descubrir objetos que estaban aquí hace dos millones de años —y que por lo tanto son los más antiguos fuera de África— fue emocionante», afirma el coautor del estudio Robin Dennell, profesor de la Universidad de Exeter.

«Hay más gente que ha escalado el Everest que gente que haya descubierto herramientas de piedra tan antiguas».

«Siempre he dicho que cuando los investigadores chinos empiezan a buscar pruebas con una escala similar al dinero que se gasta en África, aparecen cosas», afirma Gerrit van den Bergh, paleoantropólogo de la Universidad de Wollongong que no participó en el estudio. «De nuevo, muestra lo poco que sabemos».

Migrantes primitivos

Los humanos modernos, Homo sapiens, provenían de un pulso migratorio que salió de África hace unos 60.000 años. Pero dicha migración no fue la primera que abandonó el continente, ni fueron los humanos modernos los únicos homininos que emprendieron esa travesía. Se han descubierto restos de Homo erectus desde Georgia hasta Java. Los ancestros de los neandertales emprendieron su viaje a Europa hace casi medio millón de años. Hace al menos 700.000 años, los primeros homininos se extendieron por el Pacífico Sur, dando lugar al Homo floresiensis (o el «hobbit») y otros fabricantes de herramientas isleños.

Algunos yacimientos sugieren una presencia anterior de homininos en Asia. En los años 80, se sugirió que unas herramientas de piedra de Pakistán podrían tener una antigüedad de hasta dos millones de años. En 2004, un equipo chino descubrió herramientas de piedra de 1,66 millones de años en la cuenca de Nihewan, al norte de China. Y en 2015, los investigadores argumentaron que un cráneo de Homo erectus descubierto a menos de 5 kilómetros de Schangchen tenía más de 1,6 millones de años.

Convencido de que China albergaba yacimientos más antiguos, Zhaoyu Zhu, el autor principal del nuevo estudio y geólogo de la Academia China de las Ciencias, empezó a excavar en Shangchen en 2004.

En julio de 2007, una piedra de un afloramiento escarpado llamó la atención de uno de los colegas de Zhu, y resultó ser una herramienta modificada por homininos. Para 2017, el equipo de Zhu había descubierto una secuencia de suelo de 73 metros de grosor en Shangchen con 17 capas que contenían herramientas de piedra.

 «Mis colegas y yo estábamos muy emocionados», afirma Zhu. «Esta secuencia es gigantesca y espectacular».

Pero ¿cuándo se fabricaron exactamente estas herramientas? Para descubrirlo, el equipo de Zhu midió los campos magnéticos variables de las capas de suelo que contenían herramientas.

Conforme se formaba cada capa, los minerales del suelo conservaban la orientación del campo magnético terrestre de la época. Como a veces se invierte la polaridad del campo magnético de la Tierra, algunas áreas de las capas se invertían de la misma manera, como ocurre en los campos magnéticos de sedimentos de similar antigüedad distribuidos por todo el planeta.

Comparando los sedimentos de Shangchen con suelos africanos ya datados que preservaban las mismas inversiones magnéticas, Zhu pudo determinar con precisión la antigüedad de cada capa de Shangchen. Seis de las 96 herramientas que aparecen en el estudio se descubrieron en una capa que se remonta a hace 2,12 millones de años.

¿Quién fabricó estas herramientas?

Como no había fósiles de homininos junto a las herramientas de Shangchen, nadie sabe a ciencia cierta quién las fabricó.

Los Homo erectus, fabricantes de las herramientas de Dmanisi, son responsables posibles. La especie de hominino elaboraba herramientas de piedra y tenía el tipo de complexión y forma de andar necesarias para atravesar continentes. Pero los fósiles más antiguos conocidos de la especie tienen aproximadamente 1,8 millones de años, mucho más recientes que las herramientas más antiguas de Shangchen.

Galería: Trece imágenes que captan la fascinación y el atractivo de la arqueología

«Es posible que el Homo erectus ocupase China en esta época, pero teniendo en cuenta la antigüedad del yacimiento y la posibilidad de que los objetos pudieran encontrarse en épocas anteriores, otro miembro del género Homo podría haber ocupado Asia, como un ancestro similar al Homo habilis», afirma Michael Petraglia, paleoantropólogo del Instituto Max Planck que estudia herramientas antiguas de Asia.

María Martinón-Torres, directora del Centro Nacional de Investigación sobre la Evolución Humana (CENIEH) y autoridad mundial en fósiles de homininos asiáticos, explica que vale la pena estudiar de nuevo algunos fósiles de homininos chinos que se habían etiquetado como H. erectus.

 «Es hora de aceptar que no todos los homininos de Asia encajan en el taxón asiático de H. erectus, una especie que se ha usado ampliamente como término general», afirma. «Creo que la cuestión de la identidad de los primeros homininos asiáticos todavía está abierta».

Independientemente, los cerebros de los fabricantes de herramientas de Shangchen habrían tenido un tercio del tamaño de los nuestros. Aunque el tamaño del cerebro no lo es todo, los expertos afirman que es espectacular que dichos humanos primitivos de cerebro pequeño llegaran de África a China hace casi dos millones de años.

Investigaciones futuras arrojarán luz sobre la identidad de estos misteriosos homininos. Dennell dice que le encantaría examinar sedimentos de más de 2,1 millones de años, lo que no pudieron hacer en Shangchen porque ahora están cubiertos por explotaciones agrícolas. Está casi garantizado que se producirán más hallazgos impresionantes en otras partes de Asia.

«Durante mucho tiempo, la comunidad científica ha dado un papel secundario a Asia frente a África a la hora de explicar episodios relevantes de nuestra evolución», afirma Martinón-Torres. «Con más trabajo de campo en Asia, estoy segura de que aparecerán más sorpresas».

Alejandra Borunda ha contribuido a este artículo.

Seguir leyendo