Europa es una tierra de múltiples climas y territorios en la que se pueden encontrar algunos de los hábitats más hermosos y complejos del planeta. Es un continente cuyos límites abarcan desde las tierras de nieve y hielo del norte hasta las costas más secas del Mediterráneo. Un mundo al que dan forma las estaciones, que permiten la existencia de una fauna y una flora tan ricas y vibrantes como las de cualquier otro punto del planeta. Esto es Europa, salvaje y llena de vida.