Ciencia

Encuentran en Alemania el fósil del primer pájaro polinizador

Por Redacción National Geographic

29 de mayo de 2014 

Según un nuevo estudio, el fósil de un ave de hace millones de años ofrece la prueba más antigua de la polinización de las aves.

El fósil, descubierto en el yacimiento Messel (Alemania), muestra un pájaro de unos ocho centímetros con restos de insectos y cientos de granos de polen en el estómago. Esta última cena podría resultar familiar para los polinizadores actuales, que transportan grandes cantidades de néctar pero también se alimentan de polen e insectos, según el director del estudio Gerald Mayr, del Instituto Senckenberg de Fráncfort.

El ave fosilizada pertenece a la especie extinta Pumiliornis tessellatus. Sus patas estaban adaptadas para agarrarse a las ramas y su pico largo y esbelto  tenía la gran abertura propia de los colibrís. Sin embargo, no tiene parientes en las especies modernas.

Hasta ahora, los ejemplos más tempranos de pájaros polinizadores eran los colibrís, también descritos por Mayr, de hace entre 30 y 34 millones de años. Estos, en cambio, presentaban solo pruebas indirectas de polinización, pues nada indicaba que realmente fueran de flor en flor.

Basándose en la anatomía de otros fósiles de aves, Mayr sospecha que la ornitofilia (la polinización de flores por parte de aves) comenzó poco antes de que esta nueva especie comenzara a volar. El polen encontrado en su estómago proviene de una planta desconocida, pero que la evolución, sin duda, habría hecho apropiada para las aves.

El nuevo fósil demuestra que la ornitofilia «comenzó antes y es más compleja de lo que pensábamos», afirma el botánico Quentin Cronk, de la Universidad de Columbia Británica (Canadá), que no participó en el estudio.

Seguir leyendo