Espacio

Encuentran lagos de metano tropicales en un satélite de Saturno

Por Redacción National Geographic

20 de junio de 2012

Las nuevas imágenes tomadas por una sonda espacial de la NASA muestran que Titán, satélite de Saturno, tiene un enorme lago tropical y lagunas de metano cerca del ecuador.

Titán es el único satélite del sistema solar que posee una atmósfera importante, que algunos científicos creen que podría contener ingredientes para la vida tal y como la conocemos hoy.

Igualmente, es el único objeto del sistema solar, además de la Tierra, que cuenta con masas de líquido en su superficie, pues datos anteriores de la sonda de la NASA Cassini revelaron la existencia de cientos de lagos cerca de sus polos.

Con temperaturas que rondan los -183ºC, Titán es demasiado frío como para tener agua en estado líquido. En vez de eso, los lagos contienen hidrocarburos líquidos, como metano y etano.

Ahora, las imágenes de Cassini muestran por primera vez regiones oscuras que parecen lagunas de hidrocarburos alrededor del ecuador.

«Hemos detectado pruebas de la presencia de un lago tropical de 2.400 kilómetros cuadrados (el tamaño del Gran Lago Salado de Utah) y una profundidad de al menos un metro», afirma la directora del estudio Caitlin Griffith, de la Universidad de Arizona (Estados Unidos).

«Nuestro trabajo también sugiere la existencia de un puñado de lagunas más pequeñas y poco profundas».

Un oasis de metano

Basándose en la existencia de los lagos de los polos y otras pruebas, los científicos creen que el metano, el principal componente del gas natural, podría tener un papel similar al que juega el agua en la Tierra. Sin embargo, hasta ahora se creía que Titán simplemente tenía extensas dunas en el ecuador.

Con anterioridad, únicamente se habían detectado indicios de humedad en las zonas tropicales del satélite. Por ejemplo, en 2004 la sonda europea Huygens aterrizó cerca del ecuador y capturó imágenes de lo que parecía una escorrentía.

Más tarde, las imágenes de Cassini recogieron pruebas de la presencia de tormentas en esa región supuestamente seca.

En cualquier caso, Griffith y su equipo creen que los lagos recién descubiertos no pueden ser explicados por la lluvia, pues los modelos muestran que tales masas de líquido no podrían ser estables en las zonas tropicales del satélite solamente gracias a las precipitaciones.

«Cualquier líquido que llega a las superficies tropicales se evapora rápidamente y es transportado a los polos», afirma Griffith.

«Por eso los lagos de los polos son fáciles de explicar. No lo son, en cambio, los lagos de los trópicos».

Una posibilidad, según Griffith, es que «haya una fuente subterránea de metano que puede inundar la superficie y humedecer el suelo, creando un oasis en Titán».

Origen del metano

Mientras que sigue sin estar claro cómo justificar la presencia de lagos tropicales en la superficie de Titán, el científico Oded Aharonson está de acuerdo con la teoría de que la fuente sería subterránea.

«La existencia de cuerpos líquidos estables en latitudes bajas señalaría la existencia de una fuente subterránea activa», afirma el experto del Instituto de Tecnología de California, que no participó en el estudio.

Es más, Aharonson cree que los lagos tropicales podrían ser el origen de los hidrocarburos líquidos de Titán buscado durante tanto tiempo.

Seguir leyendo