Medio Ambiente

España, a la cabeza de las metas europeas frente al cambio climático

El Plan Climático de España es el único proyecto europeo que se alinea con las metas necesarias para lograr los objetivos del Acuerdo de París. Friday, May 17, 2019

Por Cristina Crespo Garay - National Geographic
Acantilados rocosos caen hasta el mar en Ibiza, que alberga uno de los ecosistemas marinos más diversos de Europa.
Esta historia forma parte de ¿Planeta o plástico?, una iniciativa plurianual para crear conciencia sobre la crisis global de desechos plásticos. Ayúdanos a evitar que mil millones de objetos de plástico de un solo uso lleguen al mar para finales de 2020. Elige al planeta. Comprométete en www.planetaoplastico.es.

Casi 200 países se reunieron bajo el cielo parisino hace ya cuatro años para tratar de analizar la difícil crisis climática que acaece, y determinar así la hoja de ruta que debía seguir Europa para lograr cumplir los objetivos frente al cambio climático: reducir un 40% de nuestras emisiones para 2030 hasta llegar a cero en 2050.

A la hora de pasar a la acción, sin embargo, la ambición que cimentó los objetivos de la Agenda 2030 se transformó rápidamente en papel mojado. Así lo ha confirmado el reciente informe de la European Climate Foundation, que asegura que solo uno de los 28 países europeos ha logrado acercarse a las metas que se valoraban aquel día en París: España.

Nuestro país ha presentado el mejor borrador del Plan Nacional Integral de Energía y Clima (PNIEC) ante la Comisión Europea para descarbonizar nuestra economía. Sin embargo, estar a la vanguardia en la lucha contra el cambio climático se traduce en una noticia agridulce: de toda Europa, el único plan por los objetivos de desarrollo sostenible que aprueba, tan solo logra 52 puntos sobre 100, según el informe Planning for Net Zero: Evaluación del proyecto de planes nacionales de energía y clima.

Tras España, Francia es el siguiente país mejor valorado por la Comisión Europea, con 47 puntos, seguido de Grecia, con 44 puntos. En el otro extremo del ranking se encuentra Eslovenia, con 3 puntos, así como Eslovaquia y Alemania, con 12.

“La conclusión es que hay mucho trabajo por hacer: esta evaluación es una llamada clara a los Estados Miembros para que mejoren sus planes para fines de año”, indica el informe. “También es una llamada a la Comisión Europea, para que haga recomendaciones claras e inequívocas a los Estados miembros para junio, en línea con el paquete UE 2030 y el objetivo de emisiones netas nulas para 2050”.

Falta de credibilidad y de ambición

Los expertos que han realizado el informe encuentran que “hasta ahora, los planes no son suficientes para la ambición y la credibilidad, y no describen un camino sólido y compatible con París para Europa”.

Las conclusiones generales del informe se basan, por tanto, en que los países europeos no están afrontando las medidas a las que aspira el Acuerdo de París. Sin embargo, aún hay lugar para la esperanza, dado que los informes presentados son los borradores de los planes climáticos de cada país. La Comisión Europea, por tanto, presentará en junio evaluaciones sobre cada uno de los planes, de cara a que los países puedan mejorarlos de aquí a finales de este año. 

Un trabajo de más de seis meses de estudio por parte del Instituto Ecológico y Climático, desarrollado en consulta con una serie de empresas, asociaciones, institutos de investigación y ONG. “Los proyectos de planes presentados por los gobiernos a principios de 2019 tienen una gran necesidad de mejora, ya que tienen objetivos inadecuados y detalles insuficientes sobre las políticas, inversiones y financiamiento necesarios”, declara el informe.

La European Climate Foundation plantea que, en general, los planes se limitan a la eliminación del carbono y los combustibles fósiles, pero les falta claridad a la hora de determinar cuáles son las inversiones necesarias.

Aún no es suficiente

A pesar del aprobado raspado concedido a España por la Unión Europea, grupos medioambientales como Ecologistas en Acción insisten en que no es suficiente. Los grupos ecologistas españoles valoramos el plan nacional de energía y clima (PNIEC) de España más negativamente de lo que lo hace el informe de la European Climate Foundation”, afirman desde su cuenta de twitter. “Consideramos que no merece una calificación de aprobado”.

Ante un problema de la magnitud de la crisis ambiental a la que nos enfrentamos, las soluciones no pueden entender de medias tintas. “El modelo utilizado en la UE para la elaboración de los PNIEC sigue perpetuando un sistema económico enfrentado a los límites planetarios”, afirma Ecologistas en Acción.

Otras organizaciones, como Amigos de la Tierra, afirman que “España ha hecho un importante esfuerzo técnico en la elaboración del borrador de PNIEC enviado a Bruselas. No obstante, no asume el nivel de ambición necesario, las Comunidades Autónomas todavía no están a la altura de los compromisos y hacen falta profundas reformas a nivel estatal”.

“Las medidas de mercado y las falsas soluciones no pueden sustituir una correcta planificación de la transición ecológica necesaria”, concluye Ecologistas en Acción. La European Climate Foundation afirma, sin embargo, que hay razones para el optimismo. “Ya es un paso importante que este marco de gobernabilidad exista, permitiendo que se expongan las deficiencias, y el informe también identifica varias buenas prácticas en los proyectos de planes”.

Seguir leyendo