Una moda que te dejará sin respiración: por qué hay que probar el buceo en apnea en Taiwán

El arte de sumergirse bajo el agua con una sola respiración es uno de los deportes de más rápido crecimiento en el mundo. He aquí cómo una isla donde muchos no saben nadar se ha convertido en una de las mecas de este deporte.

Por Kaila Yu
Publicado 18 jul 2023, 13:37 CEST
Un apneísta se desliza por el Túnel del Tiempo, en Taiwán

Un apneísta se desliza por el Túnel del Tiempo, un pasadizo formado por coral, cerca de Green Island, Taiwán. Aunque esta isla asiática es pequeña, es un gran atractivo para esta forma de buceo atrevido y sin botellas de oxígeno.

Fotografía de Wen-Yen Wang

Bajo un tornado plateado de sardinas, la instructora de apnea Mia Hou se desliza por las aguas de Kenting Chuanfanshih, en el extremo sur de Taiwán. Es una de las muchas buceadoras en apnea de Taiwán que se unen a uno de los deportes acuáticos de más rápido crecimiento en el mundo.

La apnea es el arte de sumergirse bajo el agua con una sola respiración, a veces a cientos de metros de profundidad. Los pescadores submarinos y los recolectores de marisco, como los ama de Japón y los haenyeo de Corea, practican la apnea desde hace siglos, pero cada vez son más los buceadores de todo el mundo que se suman a esta práctica por diversión y deporte. Según la Asociación Profesional de Instructores de Buceo (PADI, por sus siglas en inglés), entre 2021 y 2022 se produjo un aumento del 12% en las certificaciones PADI Freediver en todo el mundo. El estreno del impresionante documental de apnea de Netflix The Deepest Breath (La respiración más profunda), el 19 de julio, seguramente dará aún más visibilidad a este deporte.

AIDA International, la agencia de certificación de apnea más popular del mundo, informó en 2020 de que Taiwán (una isla autónoma situada al este de China y algo más grande que Cataluña) era el segundo país del mundo con más certificaciones de apnea, por detrás de China, en el número uno. En la actualidad, hay más de 300 instructores de apnea y más de 90 000 apneístas en Taiwán. No es de extrañar que Taiwán albergue DiveCube, un hotel de buceo con la piscina más profunda de Asia.

Este auge es significativo porque, a pesar de ser un país insular, la mayoría de los taiwaneses no saben nadar. Las razones son el miedo supersticioso al océano y unas costas restringidas por la ley marcial durante más de 40 años.

"No han visto más que tragedias en el océano", afirma Raymond Ko, instructor de apnea en Taiwán. El ahogamiento es una causa común de muerte en Taiwán, y existe un temor subyacente a que el Ejército Popular de Liberación de China alcance las costas desde el océano.

La apnea está cambiando esta situación.

Izquierda: Arriba:

Los apneístas compiten en la Copa AIDA de Taiwán en aguas de Xiaoliuqiu. Los equipos se enfrentan a fuerzas naturales como las corrientes oceánicas, las olas y los fuertes vientos mientras intentan agarrar marcas del fondo del mar.

Derecha: Abajo:

Un apneista celebra la obtención de una tarjeta blanca, la máxima puntuación, por parte de los jueces durante la competición de profundidad de la Copa AIDA de Taiwán.

fotografías de Wen-Yen Wang

¿Por qué Taiwán es la meca de la apnea?

La generación más joven de Taiwán (nacida tras el levantamiento de la ley marcial en 1987) se enfrenta a estos temores. Estos taiwaneses millenials, que nunca han experimentado las costas limitadas de sus padres, hacen caso omiso de los viejos temores de sus mayores y, en su lugar, celebran el agua que les rodea.

Las redes sociales desempeñan un papel importante. "La fotografía submarina en Instagram impulsó el crecimiento de la apnea en Taiwán", dice Ko. "Veo a muchos chavales con equipos de cámaras de 10 000 dólares por los puntos de inmersión".

Pero los novatos que esperan fotos impresionantes para colgar en las redes sociales deben saber que la apnea se considera un deporte extremo con el riesgo de sufrir desmayos bajo el agua. No obstante, con la formación adecuada y el cumplimiento de los protocolos (como no bucear nunca solo), este deporte puede ser bastante seguro.

Muchos apneístas taiwaneses participarán en la Deep Week, un campamento de apnea que celebrará su primera edición en Xiaoliuqiu, del 18 al 25 de noviembre. Entre los profesores figuran cuatro plusmarquistas taiwaneses y el que posiblemente sea el mejor apneísta vivo del mundo, Alexey Molchanov. "Taiwán tiene una de las mayores poblaciones de apneístas del mundo y unas condiciones de inmersión de primera clase", afirma Adam Stern, fundador de la Deep Week. "Su ubicación central en Asia facilita el viaje de ida y vuelta para todos los apneístas internacionales".

La Deep Week expondrá a Taiwán una oleada de entusiastas y campeones internacionales de apnea, pero Hou ya ha notado la llegada de viajeros a Taiwán para bucear en apnea procedentes de Europa, China y, sobre todo, Hong Kong.

"Soy uno de los pocos instructores que hablan inglés en Taiwán, pero la mitad de mis alumnos son extranjeros", dice Ko.

Un apneísta vuelve nadando a la superficie del océano en Taiwán, donde la apnea es un deporte en auge, con al menos 90 000 personas certificadas para bucear.

Fotografía de Wen-Yen Wang

Los mejores lugares para la apnea en Taiwán

Aunque el norte de Taiwán, incluida la capital, Taipei, tiene aguas frías y grandes olas, los lugares estelares para la apnea se encuentran en el sur.

Xiaoliuqiu, una diminuta isla frente a la costa suroccidental de Taiwán, es atractiva para la apnea durante todo el año y popular para nadar con sus más de 800 tortugas verdes y carey protegidas. Los encuentros bajo el agua con estos magníficos y plácidos reptiles están casi garantizados, y por su situación geográfica, Xiaoliuqiu está protegida de los vientos, lo que se traduce en aguas tranquilas ideales para las inmersiones.

Las islas meridionales de la costa, como Penghu y Orchid Island, son famosas por las temperaturas más cálidas de sus aguas, la visibilidad cristalina y el mínimo oleaje. La lejana isla de las Orquídeas (llamada Lanyu por los lugareños) es el hogar de los aborígenes tao y es muy apreciada por sus abundantes remolinos de peces. Su singular topografía submarina incluye enormes abanicos de mar y corales blandos.

Un buceador en apnea desciende hacia el pecio del Shan Fu, que yace a 18 metros bajo el agua frente a la costa de Xiaoliuqiu, Taiwán.

Fotografía de Wen-Yen Wang

Conocidas por sus paisajes coronados de basalto, las islas Penghu son un archipiélago de unas 90 islas e islotes. El Parque Nacional Marino del Sur de Penghu protege abundantes corales y vida marina como rayas, sepias, labios dulces y barracudas de cola amarilla. También es popular un buzón en funcionamiento situado a 6 metros bajo el agua, frente a la costa del sur de Penghu, que ofrece postales y marcadores resistentes al agua.

"Me encanta estar bajo el agua en el precioso océano de Taiwán", dice Hou. "Cuando buceo boca abajo, me pierdo en el gran azul".

Xiaoliuqiu 
Vuela al aeropuerto internacional de Kaohsiung y toma un taxi a Dong Gong para coger el ferry de 20 minutos a la isla. Freedive Nomad ofrece cursos en Xiaoliuqiu, así como servicio de conserjería, transporte y excursiones.

Ciudad de Taichung
En el Hotel DiveCube de la ciudad de Taichung, a 20 minutos en coche del aeropuerto internacional de Taichung, se imparten clases de apnea y submarinismo y se ofrecen servicios de fotografía submarina. Los apneístas acuden a una de las piscinas más profundas de Asia, de casi 21 metros.

Isla Verde
Situada en el sureste de Taiwán, esta isla volcánica alberga arremolinadas masas de peces tropicales y más de 300 coloridas especies de coral blando y duro. Hay que tomar un vuelo de conexión de una hora desde el aeropuerto internacional de Taoyuan hasta Taitung, y después otro vuelo hasta el aeropuerto de Lüdao o el transbordador de isla Verde, de 50 minutos de duración.

Isla Orquídea 
Para los buceadores avanzados (debido a las afiladas rocas y las impredecibles corrientes), la isla Orquídea, al sureste de Taiwán, ofrece una visibilidad submarina de primera clase. Al igual que en isla Verde, hay que volar a Taitung desde uno de los aeropuertos internacionales. Después, tomar otro vuelo de 50 minutos al aeropuerto de Lanyu o coger un ferry de 2,5 horas de Taitung a Lanyu.

Kaila Yu es una periodista de Los Ángeles obsesionada con los animales, la apnea, el submarinismo y estar bajo el agua. Síguela en Instagram y Twitter.

Wenyan Wang es un fotógrafo independiente y buceador en apnea que vive en Taiwán.

Este artículo se publicó originalmente en inglés en nationalgeographic.com.

loading

Descubre Nat Geo

  • Animales
  • Medio ambiente
  • Historia
  • Ciencia
  • Viajes y aventuras
  • Fotografía
  • Espacio

Sobre nosotros

Suscripción

  • Revista NatGeo
  • Revista NatGeo Kids
  • Registrarse
  • Disney+

Síguenos

Copyright © 1996-2015 National Geographic Society. Copyright © 2015-2024 National Geographic Partners, LLC. All rights reserved