Cómo ver la lluvia de meteoros de las Perseidas de 2018

La previsión será la clave para el espectáculo celeste de este año, cuyo pico se producirá durante un fin de semana sin luna.

Publicado 11 ago 2018 19:03 CEST
Perseidas 01
Composición digital de 233 fotografías tomadas durante un período de 1 hora y 57 minutos. Senderos de meteoritos y estrellas durante la lluvia de meteoros de las Perseidas, vistos desde cerca de Hawes, en el Parque Nacional de Yorkshire Dales, mientras la Tierra vuela a través de una nube de polvo cometario, creando una exhibición espectacular de fuegos artificiales celestiales.
Fotografía de Illustration by A. Fazekas

Los astrónomos de todo el mundo se están preparando para la llegada de la lluvia de meteoros de las Perseidas, cuyo pico se producirá entre el 12 y el 13 de agosto. Las Perseidas, que suelen ser uno de los espectáculos más impresionantes de su tipo, deberían ser especialmente vívidas este año debido a un cielo sin luna y oscuro durante el pico.

En realidad, las Perseidas son visibles del 17 de julio al 24 de agosto, aunque solo se pueden ver unos pocos meteoros por hora en la mayor parte de ese periodo de tiempo. Este fenómeno estará «al alza» durante las fechas del pico y se prevé una media de 90 estrellas fugaces por hora.

Lluvia de meteoritos 101

El año pasado, el brillo de la luna gibosa atenuó el espectáculo anual. Pero en 2018, la luna nueva llegará el 11 de agosto, solo dos días antes del pico de las Perseidas. Eso significa que la mejor parte de la lluvia de meteoros coincidirá con una delgada luna creciente, que se pondrá poco después de que caiga la noche.

Si tienes la suerte de disfrutar de cielos despejados, esta oscuridad debería traer consigo hasta 120 meteoros por hora que se podrán ver desde lugares lejos de las luces de ciudad. Los observadores de Norteamérica, Europa y Oriente Medio deberían tener los mejores asientos para esta bonanza meteórica, ya que se espera que el momento exacto del pico tenga lugar a la 1:00 UT.

Aunque puedes empezar la caza de Perseidas tan pronto como oscurezca, el mejor momento de observación será tras la medianoche local y las horas previas al amanecer del día 13, cuando los cielos estén más oscuros y tu parte del planeta esté orientada hacia la nube de meteoros.

Los meteoros serán visibles incluso en los cielos ligeramente iluminados a las afueras de las ciudades, pero solo verás un cuarto o la mitad de estrellas fugaces. Independientemente de dónde estés, dales a tus ojos media hora para acostumbrarse a la oscuridad antes de empezar a observar el firmamento.

Fotografía de A. Fazekas

Héroes y mártires

Las Perseidas adornan nuestros cielos cuando la Tierra atraviesa una nube de fragmentos que deja a su paso el cometa Swift-Tuttle, que voló cerca del Sol por última vez en 1992. Conforme el cometa se acerca desde los confines del sistema solar, su hielo se evapora y libera restos que varían en tamaño, desde granos de arena a rocas. Las partículas se extienden a lo largo de la trayectoria orbital del cometa de tal forma que la Tierra atraviesa el campo de partículas cada año a mediados de agosto.

Cuando eso ocurre, los fragmentos del cometa chocan contra la atmósfera a velocidades de aproximadamente 160.000 kilómetros por hora, haciendo que los meteoros generen trazos luminosos sobre el cielo a los que llamamos cariñosamente estrellas fugaces.

Los meteoros parecerán irradiar de la constelación Perseo, el héroe mitológico, que saldrá tras la medianoche local en el cielo noreste.

Pese a su nombre griego, la primera documentación de las Perseidas aparece en antiguos textos chinos, que mencionan vistas impresionantes de más de cien meteoros por hora en el 36 d.C.

Se han documentado más avistamientos a lo largo de siglos en muchas otras culturas. En la Europa medieval, los católicos se referían al fenómeno como «las Lágrimas de San Lorenzo», ya que el espectáculo astronómico coincidía con el aniversario de la muerte de Lorenzo, el mártir. Los astrónomos no reconocieron el vínculo entre la lluvia de meteoros anual y los cometas hasta el siglo XIX.

Fotografía de A. Fazekas

Souvenir fotográfico

Si quieres conservar un recuerdo de las Perseidas de este año, intenta sacar una foto. Solo necesitas una cámara réflex digital montada en un trípode que pueda sacar exposiciones largas de 15 segundos o más.

Usa un objetivo gran angular para capturar una gran parte del cielo y coloca tu cámara en ISO 400 para captar hasta las estrellas fugaces más tenues. También puedes dejar preparado un temporizador remoto para eliminar los temblores.

Ten en cuenta que para sacar una foto de las Perseidas hacen falta paciencia y suerte. Pueden pasar varios minutos hasta que un meteoro atraviese finalmente tu encuadre, así que experimenta con imágenes de 40 segundos cada una y sigue sacando fotos tanto tiempo como sea posible.

Seguir leyendo

También podría gustarte

Espacio
Los halos galácticos de la Vía Láctea y Andrómeda entran en colisión
Espacio
Descubierto el agujero negro más masivo detectado con ondas gravitacionales
Espacio
Descubren dos supertierras en la órbita de un sistema planetario vecino
Espacio
Observan por primera vez el nacimiento de un planeta
Espacio
Descubren nuevos indicios sobre el impacto gigante que dio lugar a la Luna

Descubre Nat Geo

  • Animales
  • Medio ambiente
  • Historia
  • Ciencia
  • Viajes y aventuras
  • Fotografía
  • Espacio
  • Vídeo

Sobre nosotros

Suscripción

  • Revista NatGeo
  • Revista NatGeo Kids
  • Registrarse
  • Disney+

Síguenos

Copyright © 1996-2015 National Geographic Society. Copyright © 2015-2017 National Geographic Partners, LLC. All rights reserved