Fotografía

Estos son los lugares que el ISIS ha destruido

La impactante destrucción de la ciudad siria de Palmira es parte de una campaña de destrucción del patrimonio a manos de algunos grupos militantes.

Por Andrew Curry

1 de septiembre de 2015

Las milicias islamistas en Irak y Siria continúan con su guerra religiosa contra el patrimonio cultural, atacando lugares de alto valor arqueológico con explosivos y excavadoras.

El autoproclamado Estado islámico (ISIS) ha mostrado un vídeo en el cual destruyen el templo de Baalshamin, una de las ruinas mejor conservadas hasta la fecha en Palmira (Siria).

Esto no es más que el comienzo de una destrucción patrimonial masiva que se puede ver en las imágenes satélite de las Naciones Unidas, y es utilizado por los miembros del grupo islamista como propaganda, pues también existen imágenes de como entran con herramientas de demolición ligeras en el museo de Mosul, terminando con todo lo que encuentran a su paso.

El problema sirio reside en la guerra civil a la que se enfrenta el país, que por el momento se ha llevado por delante 230.000 vidas y más de un millón de desplazados

Según el historiador Christopher Jones, quien ha hecho una crónica de los daños en su blog de la Universidad de Columbia. “Están reescribiendo la historia temprana de Islam.”

Este investigador está creando una guía de sitios culturales que ISIS ha dañado o destruido hasta el momento:

PALMYRA

La ciudad de Palmira prosperó durante siglos en el desierto del este de Damasco como un oasis y parada de las caravanas en la ruta de la seda. Como parte del imperio romano, era una metrópoli floreciente y rica.

La ciudad alcanzó su pico de actividad a finales del siglo III, cuando era gobernada por la reina Zenobia y llegaría a revelarse contra la capital imperial. La insurrección fracasaría, y Palmira sería reconquistada y destruida por los ejércitos romanos en el 273 D.C.. Sus avenidas porticadas y sus impresionantes templos fueron preservados por el clima del desierto, y en el siglo XX la ciudad fue uno de los destinos turísticos más importantes de Siria.

El ISIS ya había tomado gran parte de la ciudad de Palmira y las ruinas cercanas fueron incautadas en mayo. Los militantes se comprometieron inicialmente a dejar intacto el patrimonio, pero no eran más que palabras vacías: en agosto, ejecutarían públicamente a Khaled al-Asaad, un arqueólogo sirio que supervisó las excavaciones del lugar desde hace décadas y colgarían su cuerpo sin cabeza de una columna.

El grupo publicó fotos el mes pasado de militantes colocando explosivos en el templo de Baalshamin, que cuenta con 1.900 años de antigüedad. Fue uno de los edificios mejor conservados de Palmira, originalmente dedicado al dios fenicio de la tormenta. Días más tarde, se registraron explosiones en el templo de Baal, una estructura cercana, y las Naciones Unidas confirman que el edificio fue destruido.

MONASTERIO MAR ELIAN

Otro monasterio cristiano fue capturado en agosto, cuando los militantes de ISIS capturaron la ciudad Siria de al-Qaryatain cerca de Palmira. Dedicado a un santo del siglo IV, fue un sitio importante para el peregrinaje y albergaría a cientos de sirios cristianos. Según informes, sus muros han sido derribados, y los islamistas han publicado imágenes de la destrucción en Twitter.

 

APAMEA

Otra rica ciudad comercial de la época romana, Apamea ha sido gravemente saqueada desde el comienzo de la guerra civil de Siria, antes de que apareciera el ISIS. Imágenes de satélite muestran decenas de hoyos cavados en todo el lugar; mosaicos romanos desconocidos al parecer han sido expoliados y puestos a la venta. El ISIS utiliza la venta de objetos antiguos como fuente de financiación, ganado decenas de millones de dólares anuales para financiar sus operaciones.

DURA-EUROPOS

Dura-Europo, un poblado sobre el Eufrates cercano a la frontera de Siria con Irak, sería uno de los puestos avanzados más orientales de la época del imperio romano. Allí se encuentra la iglesia cristiana más antigua del mundo, un templo hermosamente decorado y está acompañado por numerosos edificios de la época. Imágenes de satélite muestran un paisaje de cráteres dentro paredes de barro de la ciudad, evidencia de destrucción generalizada por saqueadores.

MARI

Mari floreció en la edad del bronce, entre el 3.000 y el 1.600 A.C. los arqueólogos han descubierto palacios, templos y archivos extensos escritos en tablillas de arcilla que arrojan luz sobre los inicios de la civilización en la región. Según informes de lugareños e imágenes de satélite, el sitio, sobre todo su Palacio Real, está siendo saqueado sistemáticamente.

HATRA

Hatra, fue construida en el siglo III después de Cristo, siendo la capital de un reino independiente en las afueras del imperio romano. Su combinación de arquitectura de influencia griega y romana y sus características orientales dan testimonio de su importancia como centro comercial en la ruta de la seda. Hatra fue nombrado patrimonio de la humanidad en 1985, y en 2014, fue utilizado como polvorín por el ISIS.

Un vídeo difundido por el ISIS en abril de 2015 mostraba a los combatientes con armas automáticas aniquilando esculturas en varios de los edificios más importantes del área. "La destrucción de Hatra marca un punto de inflexión en la estrategia atroz de limpieza cultural de Irak," según ha dicho la jefa de la UNESCO Irina Bokova.

NINEVEH

Asiria fue uno de los primeros imperios de la antigüedad, expandiéndose agresivamente en todo el Medio Oriente y controlando una gran zona del mundo antiguo entre el 900 y 600 A.C. Los reyes asirios gobernaron su reino desde una serie de capitales en lo que hoy es el norte de Irak.

Nínive era uno de ellos, que floreció bajo el mandato del emperador asirio Sennacherib alrededor del 700 A.C. En su momento, la ciudad era la más más grande del mundo. El ISIS la tomó en 2014.

EL MUSEO Y LA BIBLIOTECA DE MOSUL

Los informes de saqueos en las bibliotecas y universidades de Mosul comenzaron a aflorar casi tan pronto como las tropas del ISIS ocuparon la ciudad el verano pasado. Manuscritos de siglos de antigüedad fueron robados, y miles de libros fueron puestos a la venta el mercado del arte internacional.

La Biblioteca de la Universidad de Mosul fue quemada en diciembre. A finales de febrero, se intensificó la campaña de ISIS: la biblioteca pública central de Mosul, construida en 1921, fue destruida con explosivos junto con miles de manuscritos.

NIMRUD

Nimrud fue la primera capital Asiria, fundada hace 3.200 años. Su rica decoración refleja el poder y la riqueza del Imperio. El sitio fue excavado a partir de la década de 1840 por los arqueólogos británicos, que envió docenas de sus enormes esculturas de piedra a los museos del mundo, incluyendo museo Metropolitano de Nueva York y el Museo Británico en Londres. Aunque muchos originales permanecieron en Irak.

El sitio en sí es enorme: un muro de tierra que rodea 890 hectáreas. El Ministerio de turismo y antigüedades iraquí dice que el ISIS arrasó partes del sitio, pero la magnitud de los daños aún no está clara.

KHORSABAD

Khorsabad es otra antigua capital Asiria, a pocos kilómetros de Mosul. Su palacio fue construido entre 717 y 706 A.C. por Sargón II. Sus relieves y estatuas fueron notablemente bien conservadas, con rastros de su pintura original y con representaciones de victorias asirias y ritos religiosos.

Muchos de los relieves y de las estatuas fueron expoliados durante las excavaciones francesas a mediados del siglo XIX y por equipos del Instituto Oriental de Chicago en la década de 1920 y 30 y están ahora en el Museo de Iraq en Bagdad, así como en Chicago y en el Museo del Louvre en París.

Los extremistas usaron explosivos para destruir las tumbas de santos y sus elaboradas tallas y decoraciones como la de Jonás, considerad un profeta por muchos musulmanes. Pero el ISIS se adhiere a una interpretación extrema del Islam en la cual la veneración de profetas como Jonás se ve como prohibido. El 24 de julio, los combatientes del ISIS derribarían la mezquita.

Seguir leyendo