Los glaciares del Himalaya se derriten a un ritmo alarmante

Según un estudio de fotografías de satélites espía desclasificadas, el aumento de las temperaturas ha derretido hasta un cuarto del hielo glacial del Himalaya en los últimos 40 años.jueves, 20 de junio de 2019

El glaciar Changri Nup, uno de los cientos estudiados por los investigadores. Gran parte del glaciar está cubierto de rocas. El Everest se ve al fondo, a la izquierda.
El glaciar Changri Nup, uno de los cientos estudiados por los investigadores. Gran parte del glaciar está cubierto de rocas. El Everest se ve al fondo, a la izquierda.
foto por Josh Maurer/LDEO

La cordillera del Himalaya alberga el pico más alto del mundo, el Everest, de 8.848 metros, pero también el tercer depósito de hielo y nieve más abundante del mundo por detrás de la Antártida y el Ártico. El primer estudio completo de esta región remota revela que sus glaciares perdieron entre los años 2000 y 2016 miles de millones de toneladas de hielo, el equivalente a más de 45 centímetros verticales de hielo al año.

Esa cantidad es el doble del deshielo que se produjo entre los años 1975 y 2000, lo que indica que la pérdida de hielo se acelera con el aumento de las temperaturas. También amenaza el suministro hídrico de miles de millones de personas en gran parte de Asia.

El autor principal, Joshua Maurer, del Observatorio terrestre Lamont-Doherty en la Universidad de Columbia, afirma que es el primer análisis exhaustivo de lo que está ocurriendo en los glaciares del Himalaya en un periodo de 40 años. El estudio se publicó en la revista Science Advances.

Clima 101: Glaciares
Clima 101: Glaciares
Los glaciares están presentes en casi todos los continentes. Sin embargo, se derriten a gran velocidad por el calentamiento. Descubre cómo se forman los glaciares y otros datos interesantes sobre ellos.

«Nuestro estudio revela un indicio sólido de pérdida de hielo glacial vinculada al aumento de las temperaturas por el cambio climático», afirma Maurer. Estima que la región ha perdido hasta un cuarto del hielo a lo largo de los últimos 40 años.

Las temperaturas de la región han aumentado un grado Celsius por encima de las documentadas entre los años 1975 y 2000, según datos de temperatura recopilados en estaciones terrestres. Los investigadores calcularon la cantidad de deshielo cuya causa probable era el aumento de la temperatura para confirmar que un grado era suficiente como para producir una pérdida tan grande de hielo glacial.

«El aumento de un grado Celsius es un cambio enorme», afirma Joerg Schaefer, coautor y profesor del Observatorio terrestre Lamont-Doherty, de la Universidad de Columbia. «A mediados de la última glaciación, la temperatura media anual era solo 3 grados centígrados más fría», afirma.

Espionaje del hielo glacial

La señal que demostraba que la pérdida de hielo en el Himalaya estaba vinculada al aumento de las temperaturas no sería tan evidente de no ser por los satélites espía estadounidenses —satélites militares KH-9 Hexagon de entre 1973 y 1980, para ser exactos— que fotografiaron la región. Maurer explicó que las imágenes de libre acceso de los satélites se convirtieron en modelos 3D que mostraban las elevaciones y los tamaños de los glaciares en los años 70. A continuación, se compararon con imágenes por satélite de la NASA, más sofisticadas, que muestran las variaciones de la elevación del hielo con el paso del tiempo. Esto permitió a los investigadores estudiar los cambios en 650 de los glaciares más grandes, que representan el 55 por ciento del hielo glacial de la región a lo largo de los últimos 40 años.

Según Maurer, los glaciares del Himalaya no se han estudiado tanto como los de Groenlandia, ya que es una de las regiones más peligrosas —tanto física como políticamente— donde investigar. La cordillera del Himalaya abarca unos 2.400 kilómetros y atraviesa la India, Pakistán, Afganistán, China, Bután y Nepal.

El hielo y la nieve de la región son la fuente de abastecimiento de los grandes ríos de Asia, como el Indo, el Yangtsé y el sistema Ganges-Brahmaputra. El estudio no incluyó las enormes áreas adyacentes de las zonas de alta montaña de Asia, como la cordillera del Pamir, el Hindú Kush o Tian Shan, pero otros estudios sugieren que allí también se está produciendo un deshielo similar.

Este deshielo implica que la escorrentía es 1,6 veces superior que si los glaciares fueran estables, lo que provoca inundaciones estacionales y la creación de muchos lagos glaciales que aumentan el riesgo de inundaciones catastróficas por desborde violento. En mayo de 2012, una inundación de ese tipo mató a más de 60 personas en aldeas cerca de Pokhara, Nepal, y también destruyó casas e infraestructuras.

La región de Sikkim, en Nepal, en una imagen de 1975 de un satélite espía KH-9 HEXAGON. Sikkim alberga el Kanchenjunga, el tercer pico más alto del mundo y una de las montañas examinadas en el estudio.
La región de Sikkim, en Nepal, en una imagen de 1975 de un satélite espía KH-9 HEXAGON. Sikkim alberga el Kanchenjunga, el tercer pico más alto del mundo y una de las montañas examinadas en el estudio.
foto por Josh Maurer/LDEO

Deshielo interno

Según Duncan Quincey, glaciólogo de la Universidad de Leeds en el Reino Unido que trabaja en el Himalaya, el nuevo estudio tiene una gran importancia, pero también es preocupante, ya que muchas personas dependen del deshielo glaciar como fuente de irrigación y energía hidroeléctrica.

El proyecto de investigación de Quincey, denominado EverDrill, consiste en perforar las profundidades del glaciar de Khumbu, en Nepal, para supervisar las temperaturas del hielo. Según Quincey, los datos de EverDrill demuestran que los glaciares se calientan por dentro y que los grandes volúmenes de hielo podrían estar acercándose al punto de deshielo.

Si no se reducen significativamente las emisiones de combustibles fósiles para el año 2100, el Himalaya podría perder el 66 por ciento del hielo, según un informe recopilado recientemente por más de 200 investigadores a lo largo de cinco años.

«El calentamiento global está transformando los gélidos picos montañosos cubiertos de glaciares... [en] roca desnuda en menos de un siglo», afirmó Philippus Wester, del Centro Internacional para el Desarrollo Integrado de Montañas en un comunicado.

El agua se agota

Unos 800 millones de personas dependen parcialmente de la escorrentía estacional de los glaciares del Himalaya como fuente de irrigación, energía hidroeléctrica y agua potable. Al parecer, el deshielo acelerado parece aumentar la escorrentía durante las estaciones cálidas, pero los científicos prevén que irá disminuyendo en cuestión de décadas ante la pérdida de masa de los glaciares.

«Asia se enfrenta a un desastre de proporciones épicas entre las olas de calor extremas y la reducción de los flujos de agua del Himalaya», afirma Schaefer, de Columbia. «Necesitamos que la sociedad abra los ojos e invierta una parte significativa de nuestra economía en evitar los riesgos catastróficos a los que nos enfrentamos».

Este artículo se publicó originalmente en inglés en nationalgeographic.com.

Seguir leyendo