Espacio

Cassini pone fin a su misión en Saturno: estas son sus últimas imágenes

A medida que la querida nave espacial se dirige hacia su ardiente final, nos ha transmitido una colección final de imágenes extraordinarias del extraño planeta anillado.Thursday, November 9, 2017

Por Nadia Drake
ver galería
 

Antes de su encuentro mortal con las nubes de Saturno en torno a las 13:55 (hora peninsular española), la nave Cassini de la NASA nos mandó sus últimas postales desde los límites del planeta.

Es algo así como un collage de despedida: en estas imágenes en bruto sin procesar, podemos ver el brillo de la borrosa luna Titán, la sonrisa cósmica de la luna helada Encélado, el resplandor del planeta gigante y sus emblemáticos anillos, todo ello en el campo de visión de la nave.

Las últimas imágenes llegarán a la Tierra durante las próximas horas y, a medida que lo hagan, los directores de la misión esperan ver un pequeño satélite apodado Peggy deslizándose entre el gigantesco anillo A del planeta.

«Hemos estado esperando desde 2012 para ver si Peggy finalmente se libera de los anillos y se convierte en una luna por derecho propio», explica la científica del proyecto Cassini Linda Spilker. «Así que vamos a echar un último vistazo para ver qué está haciendo Peggy».

Galería de fotos: Las imágenes de Cassini en su último vuelo sobre Titán

Es fácil entender por qué el equipo ha escogido estos objetivos finales. Son unos de los miembros más evocadores y desconcertantes del sistema de Saturno que Cassini lleva 13 años explorando. Durante ese tiempo, ha obtenido casi medio millón de imágenes.

Y ahora, solo unas horas antes de que el calor y la presión destruyan a Cassini, tiene sentido que esté visitando a algunos de sus viejos amigos por última vez.

«Estamos sacando las últimas fotos de este sistema de Saturno, observando nuestros objetivos favoritos, para poner estas imágenes en nuestro álbum de recortes de Cassini», afirma Spilker. Se espera que la NASA publique versiones más refinadas y procesadas de estas imágenes a lo largo del día.

Vídeo relacionado: La misión Cassini llega a su fin: repasemos lo que nos ha enseñado esta sonda

Titán, envuelta en una espesa neblina de color mandarina, es más grande que el planeta Mercurio. Su superficie está cubierta con lagos y mares oleosos que solo habían sido hipotéticos hasta que Cassini atravesó la cubierta de nubes que ocultaba la superficie de la luna, que guarda un misterioso parecido con la Tierra.

Ahora, gracias a los exámenes cercanos de la nave, sabemos que Titán es uno de los lugares más prometedores donde buscar vida en el sistema solar.

«Sospecho que esta imagen de despedida, que quedará grabada permanentemente en nuestra memoria, nos perseguirá a muchos de nosotros durante largas reuniones y noches sin dormir hasta que nuestro próximo explorador robótico esté dirigiéndose a Titán», dice Sarah Hörst, de la Universidad John Hopkins, acerca de la visita de despedida de Cassini a esta prometedora luna.

Sigue leyendo: La luna más grande de Saturno podría albergar extrañas formas de vida

Lo mismo ocurre con la Luna helada más pequeña de Saturno, Encélado. Cuando Cassini sobrevoló la luna en 2005, vio géiseres de agua salada que erupcionaban desde su polo sur. Aunque existían desde hacía tiempo predicciones de tal actividad, nadie estaba preparado para ver un espectáculo de fuentes heladas de tales dimensiones.

En los años intermedios, Cassini reveló que bajo la corteza helada de Encélado se esconde un océano global que contiene los ingredientes necesarios para la vida tal como la conocemos.

O quizá, tal como no la conocemos.

Noticia relacionada: Encélado, la luna helada que podría albergar vida

Es por estas dos lunas que Cassini no puede ser abandonado a sus anchas por el sistema de Saturno. Sus reservas de combustibles son escasas y los científicos no quieren arriesgarse a contaminar estos dos mundos con el potencial de albergar vida.

«Una nave descontrolada tendría que estar o bien muy lejos de Saturno —muy, muy lejos— o dentro de este», afirma el director del programa Cassini Earl Maize.

Así que, mientras Cassini se despide de los científicos en la Tierra, lo hará con una última chispa de intensidad.

Una de sus últimas imágenes será una del lugar en el que se sumergirá en la atmósfera de Saturno, hundiéndose cada vez más a medida que sigue apuntando a la Tierra y enviando los últimos datos, hasta que desaparezca para siempre.

Descansa en paz, pequeña nave.

Sigue aprendiendo: Fin de la misión: la nave Cassini se acerca a su trágico «gran final»

Seguir leyendo