Animales

Las autoridades indonesias queman un tigre disecado y otros objetos de contrabando

Las autoridades de Indonesia han quemado un tigre disecado, pieles de boas y otros objetos de contrabando para impedir que regresen al mercado negro. Viernes, 19 Enero

Por Rachael Bale

Un tigre disecado, el cadáver congelado de un tigre, la piel de un tigre, varias tortugas marinas, la cabeza de un sambar disecado, la cabeza de un ciervo de Timor disecado, la piel de un varano, dos fragmentos de marfil y dos cuernos de rinoceronte: estos son los objetos de contrabando que se han quemado en la ciudad de Medan, en la isla indonesia de Sumatra el 10 de enero.

Las autoridades gubernamentales y la ONG Wildlife Conservation Society (WCS) organizaron la quema como forma de destruir pruebas valiosas de delitos contra la fauna silvestre para garantizar que los objetos no regresen al mercado negro. Cuando termine el juicio, según dice Dwi Adhiasto, de la unidad de delitos contra la fauna silvestre de WCS Indonesia, no será necesario almacenar los objetos.

Algunos científicos están en contra de la destrucción de pruebas, argumentando que les impide investigarlas. Adhiasto observa el valor de enviar objetos específicos a universidades o museos, pero en general, afirma que: «Nunca he oído que estos productos hayan contribuido a la investigación hasta ahora».

La destrucción pública de pruebas también es una buena forma de crear conciencia, según Adhiasto. «Muestra al público que la imposición de la ley es total; que el sospechoso ha recibido una condena». 

Seguir leyendo