1:33

Este delfín ha adoptado a una cría de una especie diferente

En 2014, en la Polinesia Francesa, un equipo de investigadores observó un delfín nariz de botella que cuidaba de una cría de aspecto inusual. Era un delfín de cabeza de melón, de un género y especie diferentes a los de la madre. La adopción es insólita en mamíferos salvajes y suele ocurrir entre miembros emparentados de la misma especie. El delfín huérfano entró en el grupo de delfines nariz de botella y permaneció con la madre adoptiva más que su propia descendencia biológica, que desapareció misteriosamente. Incluso la observaron amamantando a veces. Los delfines nariz de botella hembras "roban" las crías a otras especies durante periodos breves en épocas de conflicto. En este caso, la madre dedicaba mucho tiempo al huérfano. Durante sus tres años viviendo con el grupo de 30 delfines nariz de botella, el huérfano aprendió sus conductas, como el comportamiento de "surf".
1:58

Este delfín captura peces creando un "anillo de lodo"

Este delfín de nariz de botella cerca de San Petersburgo, Florida, tiene una técnica de caza peculiar. En las aguas fangosas y poco profundas, el delfín hace un anillo con la cola alrededor de un banco de peces. El "anillo de lodo" resultante perturba a los peces, que saltan sobre la nube de fango para salir del anillo. El delfín intenta atrapar a los peces que saltan, probablemente salmonetes. Los delfines de la bahía de Florida, más al sur, usan una táctica similar, pero su técnica es cooperativa y la ejecuta un grupo de delfines. En la versión cooperativa, un delfín crea el anillo mientras sus compañeros esperan a que los peces salten. Este delfín cerca de San Petersburgo, en la costa oeste de Florida, caza solo. Los expertos no están seguros de si la variación en solitario es útil específicamente en el hábitat de San Petersburgo o si los delfines locales todavía no han aprendido a cooperar para cazar.
1:35

Unos delfines de nariz de botella amigos "se dan la mano"

Este es el equivalente en delfines de "colegas" que pasan el rato y "se dan la mano". Para fortalecer lazos sociales, los delfines de nariz de botella macho se acarician con las aletas pectorales. Además del contacto físico, los machos nadan en sincronía para fortalecer su relación. Un nuevo estudio destaca la complejidad de las relaciones entre delfines de nariz de botella macho en la bahía Shark de Australia Occidental. Los investigadores de la Universidad de Australia Occidental también descubrieron que los delfines usan vocalizaciones individuales o "nombres" para identificarse, y usan sus "nombres" para recordar a amigos y a rivales. Los grupos de dos o tres machos se alían para aumentar sus probabilidades de encontrar hembras y aparearse. Los grupos más pequeños pueden formar alianzas superiores de segunda clase. Los delfines recuerdan quién es quién y prefieren la compañía de unos más que la de otros.

Descubre Nat Geo

  • Animales
  • Medio ambiente
  • Historia
  • Ciencia
  • Viajes y aventuras
  • Fotografía
  • Espacio
  • Vídeo

Sobre nosotros

Suscripción

  • Revista NatGeo
  • Revista NatGeo Kids
  • Registrarse
  • Disney+

Síguenos

Copyright © 1996-2015 National Geographic Society. Copyright © 2015-2017 National Geographic Partners, LLC. All rights reserved